gabrielGabriel Soto wants OUT of the battle between Marjorie De Sousa and Julian Gil over baby Matias.

The actor finds himself a ‘possible’ winner in the DNA test that the child has to go through – all because of those now infamous beach photos with Marjorie.

Gabriel is defending himself, saying “Yo no tengo absolutamente nada que ver, no tuve nada que ver con la señora Marjorie de Sousa jamás. Yo no soy el papá de ese hijo, yo lo sé perfectamente bien, Julián lo sabe perfectamente bien, Marjorie lo sabe perfectamente bien.”

He continued “Me usaron para un recurso legal y está muy delicado porque no soy yo, está mi familia de por medio, tengo dos hijas, entonces yo les pido que ya no me involucren en sus pleitos legales porque yo no tengo nada que ver.”

He sounds pretty confident he ain’t the dad.

Related posts: